ANEP pide al AyA Liberia resolver conflicto laboral

Honorable señora, Licda. Yesenia Calderón Solano, Presidenta Ejecutiva
Honorable señor, MBA. Javier Vargas Tencio, Gerente General
Honorable señor, Lic. Eduardo Lezama Fernández, Subgerente General
Honorable señor, Lic. Rodolfo Lizano Rojas, Jefe de la Dirección Jurídica
Honorable señor, Lic. Max Gutiérrez López, Director de Capital Humano
INSTITUTO COSTARRICENSE DE ACUEDUCTOS Y ALCANTARILLADOS (A y A)

Honorable señora y honorables señores: Respetuosos saludos.

Con base en disposiciones de la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, que habilitan la vía electrónica como válida y legítima para interpelar a la Administración; acudimos en esta ocasión a sus despachos para dejar sentada nuestra gran preocupación con relación a la tardanza de la resolución del caso del señor Néstor Valdelomar Barrantes, funcionario de A y A-Liberia, quien enfrenta un proceso disciplinario que podría terminar en su despido.

Sabemos que ha habido en el camino una serie de procedimientos jurídico-administrativos, básicamente planteados para lograr una retardación subjetivizada.
Nuestra preocupación se formula ante la disyuntiva más que certificada de un profundo deterioro de las relaciones institucionales e interpersonales en el seno del colectivo laboral del cuál él ha formado parte y teniendo presente que la circunstancia apuntada, lejos de presentar signos positivos, lo que está indicando es un deterioro marcado hacia la confrontación en el futuro inmediato si persisten las pretensiones jerárquico-laborales del citado funcionario.

Además, tenemos honda preocupación por lo que la prolongación de tal situación implica para el patrimonio financiero-institucional, toda vez que, como sabemos y por disposiciones que sabemos como legalmente válidas, el señor Valdelomar Barrantes sigue recibiendo salario aunque no esté laborando, pero no cualquier salario, sino una suma realmente alta para el promedio salarial de la institución.

La ANEP ha continuado dándole seguimiento a toda esta situación y, por ende, teniendo presente el gran respeto que nos merecen los órganos que están interviniendo en todo ello; estimamos que, de un modo responsablemente preventivo, el ambiente laboral en la unidad institucional involucrada con una potencial “reinserción” de la mencionada persona, volverase explosivo, especialmente considerando la circunstancia inédita para nuestro largo quehacer en el tiempo, de que un jerarca pida la compra, con fondos públicos, de una “arma de fuego” para “protegerse de un grupo de trabajadores”.

Evidentemente que nuestro calificativo adjetivamente de un ambiente “socialmente explosivo”, pudiera casi que materializarse en una concreción que podría ser de consecuencias imprevisibles y hasta dolorosas.

En tal sentido, es la motivación central de esta, reiteramos, respetuoso comentario. Anticipadas gracias por su valiosa atención. Servidor atento,

Albino Vargas Barrantes
Secretario General
Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP)
Central Social Juanito Mora Porras (CSJMP)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>