El propio Viceministro de la Presidencia lo reconoció: los salarios públicos no son los responsables del déficit fiscal

No hay relación legítimamente válida entre el proyecto de “combo fiscal” y el empleo público

ministerio-de-hacienda.jpg

El señor Viceministro de la Presidencia, don Luis Paulino Mora Lizano, admitió y reconoció ante todo el movimiento sindical nacional que LOS SALARIOSBLICOS NO SON LOS RESPONSABLES DELFICIT FISCAL (las mayúsculas son nuestras).

Emitió tal criterio con ocasión de la reunión que se efectuó en la tarde de este pasado martes 10 de abril, a partir de las 3 p.m., en el despacho del señor Ministro de Hacienda, don Helio Fallas Venegas (actual Primer Vicepresidente de la República), quien se encontraba presente en tal reunión; así como ante su colega de la cartera de Trabajo y Seguridad Social (MTSS), el Lic. Alfredo Hasbum Camacho, también presente en esta conversación.

También estaban presentes la señora Martha Cubillo Jiménez, Tesorera Nacional y quien tiene como recargo el Viceministerio de Hacienda en materia de egresos; así como el señor Carlos Vargas Durán, Director General de Tributación. Un calificado grupo de expertos profesionales de la cartera ministerial de Hacienda también estaban en esa reunión.

La misma, convocada con 24 horas de antelación, fue una iniciativa del propio Gobierno de la República ya saliente, tramitada vía el despacho del señor Ministro MTSS, en la cual estuvieron todas las máximas dirigencias de las cuatro corrientes sindicales nacionales que se han coaligado para enfrentar unidas y juntas el pernicioso proyecto que hemos denominado “combo fiscal”, Expediente Legislativo No. 20.580, con el nombre oficial de “Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas”.

Además, el señor Viceministro Mora Lizano reconoció, adicionalmente, que las medidas que contiene tal proyecto en contra del empleo público y en contra de los salarios de la clase trabajadora estatal, se incluyeron para “darle legitimidad al proyecto”; es decir, interpretamos nosotros, son producto de una insana presión proveniente de sectores políticos protectores de los intereses del alto corporativismo empresarial; presión de naturaleza totalmente opaca e intransparente, cuyo origen y procedencia es desconocida para el grueso de la clase trabajadora y de la opinión pública misma.

Es más, las afirmaciones del indicado jerarca ministerial Mora Lizano fueron más lejos: admitió que en ese proyecto de “combo fiscal”, no tenía por qué haberse incluido ningún tipo regulaciones sobre el pago de anualidades, dedicación exclusiva, prohibición y otras, en sectores institucionales del empleo público que no tienen relación alguna con el déficit, como las municipalidades y la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS). Por tanto, colegimos nosotros, tampoco debió abarcarse a entidades públicas sin relación alguna con el déficit como el INS, el ICE, Recope, Japdeva y otras.

Por otra parte, resulta completamente obvio que las draconianas regulaciones sobre la evaluación del desempeño incluidas en el proyecto de “combo fiscal”, no solamente son inconexas jurídicamente hablando con su contenido esencial y central; sino que, son una ocurrencia ideológica contraria a la estabilidad laboral en el empleo público, tanto el que tiene relación directa con el déficit fiscal, como el que no tiene ninguna con el tema fundamental objeto de esta iniciativa de ley, misma que ya tanta reacción adversa está generando y no solamente en el sector sindical.

El amplio número de representantes sindicales en dicha reunión pueden dar fe de que los decires de don Luis Paulino Mora Lizano, Viceministro de la Presidencia, son tales y como los estamos reseñando en este comunicado de prensa.

De nuestro parte, entre otros puntos que planteamos en la mencionada reunión (que duró poco más de 3) horas, fuimos enfáticos de que el principal disparador del gasto público es el pago de los intereses de la deuda; en cantidades tales que ningún paquete fiscal servirá si no se hace algo con relación a la astronómica deuda pública.

Hablamos de, prácticamente, 4 puntos porcentuales de Producto Interno Bruto (PIB), solamente en pago de intereses para este 2018; y, por tanto, el pago de los intereses demanda cada día, cada 24 horas, una cifra cercana a los 4 mil millones de colones.

Seguimos insistiendo en el retiro del proyecto 20.580 de la corriente legislativa; seguimos insistiendo en la apertura de una gran mesa de diálogo sobre el problema fiscal; seguimos insistiendo en el llamado a toda la clase trabajadora para que participe en todas las acciones que se convocarán de parte del Movimiento Sindical Nacional y, en lo inmediato, en la manifestación del PRIMERO DE MAYO.

San José, miércoles 11 de abril de 2018.

Albino Vargas Barrantes
Secretario General ANEP
Coordinador Colectivo Sindical PATRIA JUSTA

Última modificación: 12 de abril de 2018 a las 08:38

Hay 0 comentarios

captcha