ITCR responde a Oscar Arias Sánchez

Pronunciamiento del Consejo Institucional del Instituto Tecnológico de Costa Rica, ante increpación pública del Señor Presidente de la República al Rector Eugenio Trejos Benavides

El Consejo Institucional del Instituto Tecnológico de Costa Rica en la Sesión Ordinaria No. 2486, Artículo 14, del 19 de octubre del 2006, emitió el siguiente acuerdo, ante la increpación pública del Dr. Oscar Arias Sánchez, Presidente de la República, al Master Eugenio Trejos, Rector del Instituto Tecnológico de Costa Rica

COMUNICACIÓN DE ACUERDO

Para los fines correspondientes se transcribe el acuerdo citado en la referencia, el cual dice:

  • RESULTANDO QUE:*

1. El pasado viernes 6 de octubre, en el acto de presentación del Informe “Intel: Estudio de su impacto económico en Costa Rica”, realizado por Consejeros Económicos y Financieros S.A. (CEFSA), el Presidente de la República, Dr. Oscar Arias Sánchez, increpó públicamente al MSc. Eugenio Trejos Benavides, Rector del Instituto Tecnológico de Costa Rica y Presidente del Consejo Institucional, diciendo: “Aquí está el señor Rector del ITCR, que está en contra del TLC, y en buena parte las universidades públicas.”. El Presidente Arias agregó que no entendía cómo el ITCR “que prepara especialistas para trabajar en empresas del sector tecnológico, se opone a un acuerdo que puede incentivar la llegada de más firmas” (La Nación, 07 de octubre del 2006).

  • CONSIDERANDO QUE:*
  • 1.* El Instituto Tecnológico de Costa Rica es una Universidad pública y como tal goza de la especial autonomía que le otorga el artículo 84 de nuestra Constitución Política.
  • 2.* El Rector es “el funcionario de más alta jerarquía ejecutiva del Instituto Tecnológico de Costa Rica” (Artículo 26 del Estatuto Orgánico).
  • 3.* La posición frente al Tratado de Libre Comercio entre República Dominicana, Centroamérica y los Estados Unidos de América, sostenida por el Rector en diversos foros, es la posición institucional, construida mediante procesos de consulta orientados por los principios de participación democrática y rigurosidad académica que nos rigen.
  • 4.* La posición del ITCR está debidamente documentada en el “Pronunciamiento del Consejo Institucional del Instituto Tecnológico de Costa Rica sobre el Proyecto del Tratado de Libre Comercio entre Centroamérica, República Dominicana y Estados Unidos” y en el “Análisis de diversos aspectos del Tratado de Libre Comercio entre Centroamérica, República Dominicana y Estados Unidos, a la luz del Informe de la Comisión de Notables, realizado por las Escuelas y Departamentos del Instituto Tecnológico de Costa Rica.”
  • ACUERDA:*
  • a.* Autorizar la publicación de un manifiesto en un diario de circulación nacional, que exprese la posición de este Consejo en la forma siguiente:

“Carta Abierta al Señor Presidente de la República”

Dr. Oscar Arias Sánchez
Presidente de la República.
Señor Presidente:

Reciba un respetuoso saludo de nuestra parte.

Ante sus palabras del pasado 6 de octubre, en el acto de presentación del Informe “Intel: Estudio de su impacto económico en Costa Rica”, realizado por Consejeros Económicos y Financieros S.A. (CEFSA) mediante las cuales interpeló al Rector del Instituto Tecnológico de Costa Rica (ITCR), MSc. Eugenio Trejos Benavides diciendo: “_Aquí está el señor Rector del ITCR, que está en contra del TLC, y en buena parte las universidades públicas.”_ y luego agregó que no entendía cómo el ITCR “que prepara especialistas para trabajar en empresas del sector tecnológico, se opone a un acuerdo que puede incentivar la llegada de más firmas” (La Nación, 07 de octubre del 2006), el Consejo Institucional del Instituto Tecnológico de Costa Rica manifiesta lo siguiente:

1. La posición frente al Tratado de Libre Comercio entre República Dominicana, Centroamérica y los Estados Unidos de América, sostenida por el Rector en diversos foros, es la posición institucional, construida mediante procesos de consulta orientados por los principios de participación democrática y rigurosidad académica que nos rigen. El Consejo Institucional, en las Sesiones N. 2359 de mayo del 2004, 2374 de agosto del 2004 y 2441 de noviembre del 2005, se pronunció respecto a la necesidad de abrir espacios de diálogo en relación con la aprobación de este Tratado de Libre Comercio con los Estados Unidos, en atención a los evidentes riesgos y amenazas a la calidad de vida de amplios sectores sociales de nuestro país, a la biodiversidad, a las instituciones públicas, a la seguridad alimentaria, a la pequeña y mediana empresa.

2. Además, la posición del ITCR está debidamente documentada en el “Pronunciamiento del Consejo Institucional del Instituto Tecnológico de Costa Rica sobre el Proyecto del Tratado de Libre Comercio entre Centroamérica, República Dominicana y Estados Unidos” y en el “Análisis de diversos aspectos del Tratado de Libre Comercio entre Centroamérica, República Dominicana y Estados Unidos, a la luz del Informe de la Comisión de Notables, realizado por las Escuelas y Departamentos del Instituto Tecnológico de Costa Rica.”, aprobados en la Sesión 2475 del 10 de agosto del 2006.

3. De estos Documentos se deriva claramente que no estamos en contra del progreso y desarrollo del país, ni contra la apertura comercial, ni contra Tratados de comercio que incentiven la llegada de nuevas firmas. A lo que nos oponemos es a ratificar un Tratado de Libre Comercio que en muchas de sus cláusulas, y en su espíritu general, contradice y amenaza los principios y las instituciones que han hecho de Costa Rica un Estado Social de Derecho en el que, pese a tensiones y contradicciones, los derechos humanos, sociales, laborales, ambientales y otros, poseen mecanismos de protección y tutela y tienen la posibilidad de ser ampliados y profundizados. Lo que está en juego con la ratificación del TLC no es la creación de empleos, sino el Estado Social de Derecho.

4. El gesto presidencial de interpelar al Señor Rector, sin que este, por cortesía y por protocolo, diera respuesta, es preocupante, pues no rima con una actitud de respeto al Rector, a la autonomía universitaria y a las universidades públicas en general; por lo contrario, muestra poca disposición al diálogo, justamente en un momento crucial de nuestra historia en el que las Universidades, la Iglesia Católica, la Defensoría de las y los Habitantes y gran cantidad de organizaciones sociales y culturales, estamos clamando por un gran diálogo nacional alrededor de la Agenda Nacional de Desarrollo de la que urgentemente requiere el país, de previo a la ratificación del TLC, más que para mitigar sus riesgos y amenazas, para que sea esta Agenda el marco nacional que ilumine los límites y alcances de este y de cualquier otro Tratado de Libre Comercio.

5. En esa perspectiva recordamos lo afirmado por este Consejo en el Considerando ix del “Pronunciamiento sobre el Proyecto del Tratado de Libre Comercio…” cuando, al mencionar el tema de la Agenda de desarrollo decíamos:
_ “El TLC ha puesto en la agenda la necesidad de definir el proyecto de país que queremos. La sociedad próspera, democrática, solidaria, inclusiva que la mayoría anhela. Con TLC o sin él, esa agenda debe ser discutida amplia y democráticamente. No es el proyecto de un partido ni el proyecto de endeudamiento presentado por el anterior Gobierno como “Agenda complementaria”_. Los Notables concluyen su informe señalando que es necesario “que se busque un acuerdo político nacional que lleve al país en una vía diferente a la seguida hasta ahora y conduzca a decisiones fundamentales para alcanzar las metas de desarrollo humano que todos anhelamos.”

6. En ese sentido queremos recordar las palabras de los señores Obispos de la Conferencia Episcopal de la Iglesia Católica de Costa Rica, que en su pronunciamiento sobre el TLC ante la Asamblea Legislativa dicen:
“… constatamos que una de las dificultades de interpretación del TLC es que se negociara sin tener previamente como marco referencial una agenda de desarrollo social y económico, en un proyecto país.

Desde este análisis y ante la brecha social actual en Costa Rica, seguimos empeñados en que se valoren los legítimos intereses de todos los sectores, en especial los más vulnerables. Así, hemos procurado que principios esenciales, como justicia, equidad, libertad y solidaridad, estén en la base de toda política económica y social por implementar, “a fin de pasar de condiciones de vida menos humanas a condiciones de vida más humanas”, Populorum Progressio, 21.

Agenda de desarrollo. Trascendiendo la eventual aprobación o desaprobación del TLC, los obispos hemos insistido en la necesidad de una agenda de desarrollo humano, sostenible e integral, dentro de la cual se ubiquen todas las políticas sociales y económicas y pueda preverse y superarse el aumento de la brecha social y la consecuente permanencia de un considerable porcentaje de pobreza en el pueblo costarricense.” (Negritas no son del original). (Mensaje de la Conferencia Episcopal de Costa Rica, 92 Asamblea General, presentado el martes 10 de octubre ante la Comisión de Asuntos Internacionales de la Asamblea Legislativa)
Junto a cientos de organizaciones y cientos de miles de costarricenses, decimos que: una vez ratificado el TLC, las posibilidades de construir una Agenda de Desarrollo a la medida de nuestro Estado Social de Derecho, se vuelven prácticamente nulas. Lo decimos expresamente en el “Pronunciamiento sobre el Tratado de Libre Comercio…” cuando afirmamos, en el citado considerando ix lo siguiente:
“Sería muy iluso, y hasta perverso, aprobar primero el TLC y luego discutir sobre el proyecto de país. La secuencia de aprobación debe ser exactamente a la inversa: primero debe aprobarse ese proyecto de país, pacto social o agenda de desarrollo, y luego el TLC. En este caso, el orden de los factores afecta sustancialmente el producto.”

7. Tal como Usted lo dijo, Doctor Arias, “el desarrollo social y económico es lento y difícil, y más si no todos estamos convencidos del camino a seguir. El Gobierno sabe lo que tiene que hacer…” Pero cuando ante ese_ “saber”_ del Gobierno aparecen argumentaciones serias y rigurosas como las de las Universidades, Iglesias, Comisión de Notables y movimiento social, la alternativa es el diálogo y la negociación para convencer o para llegar a acuerdos. La imposición del_ “saber”_ del Gobierno–sería mero autoritarismo e implicaría un grave deterioro a la democracia. El diálogo y la negociación son los mecanismos idóneos para superar lo que el Consejo Nacional de Rectores –CONARE- en su pronunciamiento_ “Sobre el Informe de los Notables y el TLC_” denomina “polarización inconveniente con la que actualmente se aborda la discusión sobre el TLC”.

8. Solicitamos al señor Presidente que escuche este clamor nacional y que impulse desde la Presidencia de la República ese gran diálogo nacional que es, en esta coyuntura, el mecanismo idóneo que traerá nuevamente la paz y la concordia a nuestro amado país. Paz y concordia fundamentales para un auténtico desarrollo social y económico. En este esfuerzo puede contar el señor Presidente con los aportes de la Rectoría, del Consejo Institucional y de la comunidad institucional del Instituto Tecnológico de Costa Rica.

Nos despedimos del señor Presidente reiterando la total disposición a dialogar y a apoyar todo esfuerzo hacia la construcción de la Agenda Nacional.

Consejo Institucional del Instituto Tecnológico de Costa Rica.”

b. Comunicar. ACUERDO FIRME.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>