Banco privado intenta adueñarse de miles de metros cúbicos de agua en Guanacaste

Un banco debe ser garantía de rectitud, para ganarse y mantener la confianza de las empresas y personas que deben usar sus servicios.

Los bancos tienen por función manejar dinero. Ya sea, recibir depósitos u otorgar préstamos. También transferencias, cobros de servicios, cambio de monedas y diversas formas del manejo de valores.

Los bancos estatales, tienen el respaldo del Estado. Los bancos privados viven de la buena imagen y confianza que generan en sus usuarios.

Nos llamó poderosamente la atención al enterarnos de la solicitud de concesión de agua para riego, por miles de metros cúbicos a tomarse del Río Colorado en Liberia, por parte del BANCO IMPROSA.

Esto se da en momentos que la ciudad de Liberia y pueblos cercanos sufren falta de líquido potable para su consumo básico y desarrollo. Y por eso presentamos una formal oposición, el día 11 de noviembre 2015. No entendemos porque un banco, cuyo papel es administrar dinero, se dedica a buscar agua para riego agrícola.

Más aún nos llama la atención, la publicación del 24 de noviembre de este año, aparecida en Diario Extra por parte de la Dirección de Aguas del MINAE.

Esta publicación hace referencia a una larga lista de expedientes que existen en esa Dirección de Aguas, referentes al estado de concesiones de aguas otorgadas a distintas personas y empresas.

En esa publicación oficial, por parte del ente administrador del agua en Costa Rica, se señalan a los MOROSOS, “Concesionarios de aprovechamiento de agua con atrasos en el pago del canon” (único pago por disfrutar esa agua).

En la quinta columna, aparece BANCO IMPROSA S.A. con expedientes VARIOS. Es decir, que esta empresa no sólo gestiona la solicitud a la que nos oponemos, sino que ya obtuvo hace tiempos otras concesiones.

Y lo peor e imperdonable, para un honesto administrador, es que está en MORA y no paga el monto del canon correspondiente a los derechos de uso del agua que se le han concedido.

Pero no termina ahí la cosa, con esta empresa financiera privada. En las páginas finales del informe mencionado de la Dirección de Aguas, hay otra lista.

Expedientes Vencidos. Se refiere a concesiones cuyo plazo de vigencia se venció y no han sido renovados y que por lo tanto ya no pueden manejar el agua que se les otorgó.

Ahí también aparece BANCO IMPROSA S.A.

Con eso, la imagen de empresa agil y eficiente que debe buscar un banco, queda por el suelo.

Esta entidad debería explicar al pueblo costarricense sobre sus actividades, alejadas del quehacer bancario.

Además, debería explicar a sus clientes o potenciales clientes, su ineficiencia en cumplir los pagos del canon a que se comprometió y al manejo apropiado de sus asuntos, y a cerrar los expedientes que se le vencen en forma ordenada.

Hacemos un respetuoso llamado de atención a la DIRECCION DE AGUASMINAE, donde se tramita nuestra oposición a la nueva concesión solicitada por BANCO IMPROSA, Para que tome muy en cuenta estos antecedentes (que desconocíamos al momento de presentar nuestro escrito), como motivo adicional para rechazar esa nueva concesión en el Rio Colorado, al BANCO IMPROSA S.A.

Otorgar un nuevo derecho a una empresa que incumple con sus obligaciones, dejaría severas dudas de la capacidad y honestidad de los funcionarios públicos que trabajan en la Dirección de Aguas del MINAE.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>