Dirigencia sindical, con raciocinio y equilibrio emocional

Nuestra Constitución Política, en su artículo 60, establece “tanto los patronos, como los trabajadores podrán sindicalizarse, libremente, con el fin exclusivo de obtener y conservar beneficios económicos, sociales, o profesionales”, también el Código de Trabajo, en su artículo 339, consigna el concepto dado por la legislación laboral, estipula el derecho y los fines de la libertad sindical, sumado a lo anterior podríamos citar, que Costa Rica, ratifico instrumentos de la OIT en materia de libertades Sindicales.

No obstante, en nuestro entorno, de repente algunas pocas personas, por desconocimiento unas, y por conveniencia otras, quieran desconocer la labor solidaria y de justicia social que en su mayoría defienden estas organizaciones, apoyare este articulo, (sin que signifique mi ideología) mirando la historia de nuestro bello País, donde figuran varios importantes líderes, dirigentes, como “Don Pepe”, quien defendió sus causas, tal es la historia, de 1942, cuando sin ser figura política, al momento de iniciar sus luchas, imagino que apoyado en sus ideales, denuncio actos irregulares y de corrupción, y al estar en medio de un discurso radiofónico, antes de poder concluir, autoridades oficiales tomaron la radioemisora y el señor, Figueres fue apresado y encarcelado, (_“Ley Mordaza”_).

En mi caso estoy convencido, de las causas que represento, procurando generar la acción y efecto de crear conciencia entre la gente acerca de problemas que se juzgan en mi criterio importantes. Entre otras, la necesidad de promover el equilibrio, de procurar la justicia social y el reconocimiento de la fuerza de toda organización laboral, su recurso humano, nuestro raciocinio, y capacidad de razonamiento, nos permiten distinguir entre los deberes y los derechos, e igual entre lo que se puede defender y lo que no. Es por esto que estamos seguros de que no existe incompatibilidad entre ser oficial y ser dirigente, primero por estar normado, y más importante aún, en ambos se defiende lo justo, y se requiere de liderazgo, De esto pueden dar fe las comunidades en donde hemos servido.

Como Miembro de Fuerza Pública, promuevo y procuro, el respeto, la honestidad, el servicio, la bondad, el deber, y el honor de servir desde esta función, y como dirigente sencillamente a partir de lo anterior, promuevo el valor de defender derechos inalienables e irrenunciables, tales como la dignidad, trato justo e igualitario, ante concursos, ascensos, recursos etc. Y es que, aunque para algunos sea incomodo, la realidad nos señala, es urgente mejorar la comunicación, creemos, se necesita una descentralización, con profesionales en recursos humanos en las direcciones regionales, que permita valorar de manera integral, las capacidades de los colaboradores, y se promueva la excelencia, minimizando los “amiguismos”.

También al igual que lo hiso el señor ex presidente, creo que es necesario señalar, los actos de corrupción que se dan en nuestra institución, que se identifique a quienes se apartan de los valores de nuestra función, inclusive a los “insensibles”, que se hacen de la vista “gorda”, esto no significa que estemos generalizando, sabemos y conocemos gente buena, decente y honesta, aportamos, sobre lo que conocemos de primera mano, siempre procurando hacer lo bueno, y desechando lo malo, defendiendo lo justo, no es de nuestro interés, y así lo saben quienes han escuchado nuestro discurso, defender actos contrarios al deber ,o la ética.

Si pudiera tener un “proyecto”, incluiría una verdadera carrera policial, abogaría por una formación mas integral, reforzaría o incluiría, un alto énfasis en valores, humanística, y calidad humana, propondría que además de los exámenes y pruebas físicas y medicas, se realicen entrevistas, mediante integración de profesionales en recursos humanos, Psicólogos, y Oficiales de Carrera, para determinar el grado de convicción e inclusive detectar alguna perturbación, (paranoia) en quien está ingresando a esta importante función.

Paralelo a esto, establecería capacitaciones en manejo de finanzas, para evitar el que los funcionarios se sobre giren, y se vuelvan vulnerables al flagelo de la corrupción, evitaría el que no mas ingresando a la Escuela, algunas agencias estén ofreciendo productos a personal de recién ingreso e inclusive en las unidades, pero además, como parte de la supervisión, al momento de detectar que un (a) oficial recibe un salario liquido de veinte mil colones, pediría que se le atienda de inmediato y se verifique de qué modo está logrando subsistir.

Nos debería preocupar, como institución, la salud mental del policía que en alto número ha perdido su hogar, por el desarraigo familiar, entre otras causas; aunado al nivel de endeudamiento que incrementa la angustia y aumenta la vulnerabilidad, siendo tentados a formar parte de “organizaciones” delictivas.

Sin lugar a dudas, la vida es hermosa, gracias a la diversidad de pensamientos, en la libertad de expresarlos, se fundamenta nuestra democracia, desde este espacio, con Raciocinio, y Equilibrio emocional, pregunto, ¿acaso podrá alguien interesarse por los bienes, o derechos de otros, si no procura defender los propios?. “La verdad es el bien, la verdad es la vida.”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>