Realidad y expectativas del servicio de transporte por tren

La campaña política para las elecciones presidenciales en nuestro país, ha finalizado. No obstante, entramos en la recta final de este proceso, dado que, de conformidad con los resultados, vamos a una segunda ronda de votaciones. Esta primera parte se desarrolló en un ambiente de incertidumbre sobre los posibles resultados, por la altísima dosis de escepticismo, que se percibió tenía el ciudadano promedio, con relación a los candidatos aspirantes al puesto más alto, que un ciudadano puede alcanzar mediante el voto popular: la presidencia de Costa Rica. Ni siquiera el slogan de votar por el “menos malo” fue efectivo.

Los actos impúdicos de corrupción, que se vienen dando desde hace varias administraciones, coronaron en la presente, con el caso denominado “el cementazo”, porque este caso especialmente, ha tocado las fibras más profundas de los tres poderes de la república. Este sentir consideramos se reflejó, en los bajísimos porcentajes de votos que los candidatos obtuvieron. Se dio un muy alto porcentaje de abstencionismo. El descontento popular se desfogó de esa forma….

En este contexto, y como argumento para atraer votos, todos y cada uno de los aspirantes presidenciales, prometían construir el ferrocarril del futuro en su posible administración. Los unos y los otros plantearon sus propuestas con bombos y platillos. ¡Eso está muy bien…¡; no obstante, denotamos con gran preocupación y tristeza que no vimos ni siquiera una insinuación o algún signo de que alguno de los candidatos tuviera una propuesta clara y concisa cuyo objetivo fuera mejorar y consolidar lo que, hasta hora, a lo largo de más de 10 años se ha logrado: el servicio que actualmente se presta. Mejorías que hacen demasiada falta. Eventos como los choques entre trenes y automotores carreteros de toda clase; choques entre los mismos trenes, descarrilamientos y fallas mecánicas, que tanto perjudican el servicio prestado, preocupan y merman credibilidad en nuestra institución, porque demeritan el servicio prestado. Estos acontecimientos claman desde hace rato por esas mejorías. Mismas que nuestra seccional señaló desde que se conformó, durante la gestión del ingeniero Santana como Presidente Ejecutivo.

Lamentablemente durante los 3 primeros años aproximadamente de la administración Solís Rivera, no fueron atendidos los tópicos, que era necesario atender y que en su oportunidad fueron señalados por nuestra seccional según se dijo. Por lo menos algunos de ellos, los más importantes. En vez de atenderse nuestras inquietudes, más bien se nos sometió a una persecución laboral. Atender los aspectos señalados es de fundamental importancia reiteramos. Consideramos incluso y así lo hemos manifestado de diferentes formas, ante personeros de alto nivel del gobierno central, diputados de todas las fracciones, medios de comunicación y otras instancias, que de seguir la situación como se iba dando, en nuestra institución se iba a llegar a un segundo cierre de actividades.

Es justo admitir que, en el último año de esta administración, la gestión de la Presidenta Ejecutiva Lic. Elisabeth Briceño, ha sido muy pro activa, y se han venido realizando intentos serios de mejoría. Lamentablemente el tiempo con que ha contado la licenciada Briceño en su condición de máxima jerarca, es muy poco y quedarán truncas una serie de acciones emprendidas para tales efectos.

En términos globales, en lo que al desarrollo de la actividad ferroviaria durante la gestión de la administración Solís Rivera, – ya al cierre de esta- el balance de lo actuado consideramos ha sido deficitario.

No obstante, es necesario continuar con el proceso de mejora y consolidación de lo hasta ahora logrado, desde que se reactivó el servicio de transporte por tren; que se constituyan esas mejoras en una base firme y precursora de la operación de un sistema ferroviario moderno y eficiente, para el transporte de carga y mercancías, tanto en el Caribe como en el Pacífico y la puesta en operación de ese tren moderno, que se ha venido planteando desde casi una década, que vendría a constituir la columna vertebral del sistema de transporte masivo en el GAM.

Con la intención y la esperanza, de que este documento llegue a manos de los dos candidatos a la silla presidencial, que pasaron a la segunda ronda, consideramos procedente señalar nuevamente los puntos que debe continuarse atendiendo.

1) Restructuración del INCOFER. Es muy necesario continuar con este proceso para darle a la institución el esquema organizacional requerido, acorde a las necesidades actuales de la institución.

2) Recurso humano. Se debe de dotar al INCOFER, del recurso humano necesario propio y debidamente remunerado, tanto en la parte administrativa como operativa, para garantizar la buena operación de la institución, por medio de una carga de trabajo razonable y adecuada, donde se salvaguarde la salud física y mental, la estabilidad laboral y jurídica de los empleados y se puedan alcanzar las metas institucionales, de forma sostenida.

3) Condiciones labores adecuadas. Es necesario continuar con la implementación e impulso del tema de salud ocupacional, esto con la finalidad de no solo cumplir con la normativa vigente, si no también salvaguardar la salud física y mental de los trabajadores. Recordemos que el recurso humano en una empresa, es el activo más valioso.

4) Condiciones operativas adecuadas. Bajo el marco de un recurso humano, que labora bajo un esquema organizacional y condiciones laborales adecuadas, es complementario que las condiciones bajo las que se presta el servicio, sean adecuadas también. Así es necesario seguir mejorando los siguientes aspectos:

a) Finiquitar la instalación y puesta en operación del Sistema de Control de Trenes. (SCT). Las experiencias recientes de eventos como los ocurridos entre los años 2016 y 2017, son contundentes en relación a la necesidad de contar con SCT, acorde a los niveles y parámetros de operación actuales del servicio prestado.

b) Un sistema de señalización moderno. Con la finalidad de mejorar sustancialmente la confiabilidad operativa y reducir al máximo los choques con vehículos automotores carreteros de toda índole, es necesario continuar con el proceso de implementación e instalación del sistema de señalización requerido.

c) Mejoramiento de la infraestructura ferroviaria. Es necesario dotar al INCOFER, de recursos económicos suficientes para un mejoramiento sustancial de la infraestructura ferroviaria, especialmente de la vía férrea, esto con la finalidad de mejorar la confiablidad de paso de los trenes, mejorando así la eficiencia y por ende la confiabilidad del servicio, al bajarse sustancialmente la posibilidad de descarrilamientos, lo que a su vez garantiza mayormente la integridad física de los pasajeros, tripulación, de terceros y de los equipos. Esto conlleva la ventaja de tener menos acciones legales en contra y la pérdida de imagen.

d) Mejoramiento del nivel de mantenimiento de los equipos de uso ferroviario. Es necesario dotar al INCOFER, de recursos económicos suficientes para un mejoramiento sustancial de la gestión de mantenimiento de los equipos ferroviarios que prestan servicio de transporte de pajeros y carga y los equipos utilizados en el mantenimiento de vías férreas. Esto garantiza una alta confiabilidad operativa de los equipos utilizados, lo que favorece indiscutiblemente la prestación de un servicio altamente confiable y seguro, además de un incremento en la vida útil de los equipos. esto comprende la adquisición de equipos fijos de mecanización de labores modernos y eficientes, herramientas de medición y diagnóstico y similares.

e) Adquisición de más equipos. Con los planes de expansión que se están desarrollando, para la prestación de nuevos servicios, principalmente la llegada a San Rafael de Alajuela y a Paraíso de Cartago, y el incremento del transporte en el sector Caribe, es necesaria la adquisición de nuevos equipos de transporte de pasajeros, carga y de mantenimiento de vías. Estos últimos principalmente para sustituir los actuales, que son bastante antiguos y dan muchos problemas de operación.

5) Capacitación en el campo ferroviario. Es necesario continuar y consolidar el proceso de capacitación del personal operativo en el campo ferroviario. Recientemente se firmó un convenio de cooperación con Corea del Sur, para capacitación. A este convenio debe sacársele el máximo provecho. Se considera que debería formarse un comité de capacitación que lidere, coordine y de seguimiento a este aspecto.

6) Estrategia para el desarrollo de la actividad ferroviaria en nuestro país. En este sentido, nuestra seccional ha venido planteando y señalando que el desarrollo ferroviario en el país debe tener como punto de partida, como base, un desarrollo muy fuerte del transporte de carga en la zona costera del sector Caribe. Esta zona tiene un alto potencial negocios, por las siguientes razones:

6.-1. Características operativas que favorecen el transporte por tren en la zona del Caribe

a) Hay altos volúmenes de carga (banano, acero, y contenedores consolidados).
b) Como zona costera, tiene una topografía sumamente plana que permite una capacidad tractiva de las locomotoras mucho mayor.
c) Al haber una capacidad tractiva mayor, se pueden conformar y correr trenes de muchos elementos, con lo que se pueden transportar altos volúmenes de carga, lo que hace que la tarifa de transporte por tren, pueda ser muy atractiva a los potenciales clientes.
d) La vía férrea llega hasta o pasa muy cerca o relativamente cerca de las fincas empacadoras de banano, lo que evidente mente favorece el transporte por tren de la fruta.
e) Hay vía férrea en puerto de Moin y se necesita construir un tramo de tan solo 800 metros para accesar al puerto. En el caso de la zona portuaria del centro de Limón hay vía férrea dentro de la zona de las pantallas de atraque y acceso ferroviario hasta las misma.
f) La vía férrea entre Limón y Río Frío es de una alta calidad constructiva, lo que favorece un servicio de transporte por tren de una alta confiabilidad de paso.
g) Hay una gran disposición de los potenciales clientes ubicados a largo de la vía férrea, de transportar por tren sus productos.
h) Hay una gran tradición y cultura para utilizar el tren en la zona.
i) Hay posibilidad de construir patios intermodales, con la finalidad de combinar el transporte por tren con el transporte carretero.
j) Existe la posibilidad real de financiar las inversiones que sea necesario realizar, para el desarrollo ferroviario de la zona a través de figuras como la Asociación público Privada (APP), con lo que la erogación del estado para tal efecto sería nula o muy reducida. Además, si estas APP se realizan con los potenciales clientes, ubicados en el área de influencia de la operación del tren, el efecto positivo sobre desarrollo de proyectos de transporte en la zona, sería óptimo.

6-2. Otras opciones de desarrollo de proyecto ferroviarios

a) Desarrollo de un servicio de transporte de carga entre la zona del Pacífico Central y el Valle Central. (principalmente desde Puerto Caldera).
b) Desarrollo de un proyecto de transporte de carga en la zona costera del Pacífico sur. (en este caso y colateralmente se deben desarrollar proyectos productivos en la zona).

6-3. Beneficios socio – económicos derivados del transporte por tren en la zona del Caribe

a) Se impulsa la generación de empleos directos e indirectos.
b) Se favorece la generación de pequeños negocios o empresas colaterales, a lo largo y con motivo de la operación del tren.
c) Se favorece la competitividad del país, al darse costos de transporte menores en el área de influencia de la operación del tren.
d) Se crea infraestructura de transporte ferroviaria.
e) Se ahorra combustible al utilizarse un medio de transporte como el tren de menos consumo, lo que favorece la factura petrolera.
f) Al utilizarse un medio más ahorrativo de combustible como es el tren, se reducen los niveles de contaminación ambiental, lo que incide positivamente en la salud de la ciudadanía.
g) Al haber menos contaminación ambiental, se favorece la reducción del efecto invernadero.
h) Se descongestionan las carreteras, principalmente la ruta 32, con lo que los tiempos de transporte desde o hacia la zona del Caribe se reducen.
i) Al descongestionarse la carretera, la tasa de accidentalidad se reduce.
j) Se estarían generando recursos sanos institucionales, para gasto corriente, lo que favorece la capacidad financiera del INCOFER para invertir recursos propios en el resto de la red ferroviaria, tanto para realizar inversiones, como para el financiamiento de las mejoras institucionales que se han planteado en este documento.

Como se puede deducir, y nosotros como trabajadores de INCOFER creemos firmemente, que es posible un desarrollo de la actividad ferroviaria de forma integral. Si bien es cierto, el tren eléctrico que se pregona como argumento para atraer votos, es de suma importancia, no deja de ser solo una parte de ese desarrollo, llamado a convertir a la actividad en el eje del progreso nacional que otrora fuera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>