Mensaje de nuestro Secretario General en la entrega de la Agenda Social al Gobierno entrante

• Buenos días, a todos y a todas.
• Honorable señor Presidente electo de la República (y ya a pocas horas de serlo a plenitud), don Luis Guillermo Solís Rivera;
• Honorable señor Presidente de la Asamblea Legislativa, don Henry Mora Jiménez;
• Estimados y estimadas, compañeros y compañeras que conforman las diferentes agrupaciones en el proceso “Grupo de las 10 medidas y de la Economía Social Solidaria”;

• Hermanos y hermanas de clase:

1. Nos corresponde el gran honor de expresar en este evento unas palabras sobre su significado según nuestra perspectiva sindical; como una las vertientes sociales confluyentes en este gran esfuerzo de articulación multisectorial para la agregación de agendas.

2. Dos son las nobles finalidades que nos animan a quienes llevamos ya varios años en este caminar: que nuestra amada Costa Rica recupere la senda del bien común, por un lado; y, por otro, que se puedan impulsar diversas políticas públicas para, por lo menos, atajar el crecimiento de la desigualdad y desacelerar el violento crecimiento de la brecha entre ricos y pobres que está carcomiendo la institucionalidad republicana.

3. Bastan estos dos datos: quienes están en el grupo más afortunado de nuestra sociedad, tienen un ingreso promedial mensual, por persona, de casi dos millones de colones (por supuesto que hay mucha gente que recibe mucho más de esa cantidad). A la inversa, las personas más desfavorecidas, 225 mil mensuales, también promedial; pero que, también por supuesto, no expresa el drama social de miles que tienen menos de ese bajo ingreso… o no tienen nada.

4. Y si se hace la comparación entre quienes tenemos la suerte de tener un empleo formal con salario fijo; en cuanto a salario neto, los extremos promediales andan en 1.256.000 colones, versus, 102.384 colones. Son datos de la más reciente Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares, elaborada por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).

5. Nos duele en el alma, nos golpea muy duro el corazón, lo que a diario nos pasa cuando una persona trabajadora desempleada nos ve como su “última oportunidad” de encontrar un empleo; se recibe un fuerte golpe emocional cuando nos buscan y nos dicen, “…es que tengo hambre”; cuando un modesto fondo solidario sindical que tenemos aunque da chiquiticas cantidades de aporte, representa una “salvada” para una persona afiliada y altamente endeudada, con problemas económicos.

6. Y se nos parte el alma cuando a un trabajador, ¡por fin!, le llega una sentencia judicial favorable luego muchos años pero ya no hay entidad patronal a la cual pedirle que honre la misma. En este ámbito, no hay más alternativa que se le quite el veto a la Reforma Procesal Laboral (RPL), aprobada con lujosa mayoría multipartidista en la legislatura constitucional anterior. Así se lo pedimos, señor Presidente, con mucho respeto.

7. Hace cuatro años, y para ser exactos el día 5 de marzo de 2010, la entonces en ese momento Presidenta electa, doña Laura Chinchilla Miranda, prácticamente a un mes de su elección, recibió de parte de una serie de organizaciones sindicales, serias y responsables como las nuestras, una propuesta de Diálogo Social con objetivos y contenidos en la misma dirección a la que en minutos se va a exponer en este evento.

8. Por supuesto y como es fácil concluir, la ya casi exmandataria mandó al cajón de la basura todo el esfuerzo de propuesta acumulado a ese momento. Aquí les mostramos ese momento, ocurrido en el auditorio de la Conferencia Episcopal de Costa Rica (Cecor).

9. Citamos esto porque la corriente sindical en la cual nos inscribimos cree en el Diálogo Social, pero con Negociación Efectiva y con verificación de cumplimiento de acuerdos, señor Presidente electo. La propuesta que se le presentará más adelante, y que se llama “Manos a la obra: Hacia una Costa Rica inclusiva y solidaria”, aspira a no quedar en el cajón de la basura.

10. Ha sido muy difícil posicionar en el escenario nacional nuestro pensamiento sindical, tratando de ir liberándonos de esas satanizaciones de bipolaridad ideológica, basadas en el panfleto, la vagancia intelectual y la sequedad que deja en la interpretación de los fenómenos sociales, el atrincheramiento corporativista de sesgo gremial y egoísta.

11. Como organizaciones sindicales conformantes del “Grupo de las 10 medidas y de la Economía Social Solidaria”; hemos entendido que nuestras responsabilidades van más allá de lo que el Código de Trabajo y las leyes laborales le asignan a los sindicatos, lo cual, lógicamente, sigue siendo el pilar de nuestro quehacer del día a día.

12. Comprendimos que tenemos un fuerte entorno de exclusión social creciente y que, por tanto, la defensa de la institucionalidad pública para el bien común se volvió estratégica en nuestro accionar sindical para juntarnos, luchando pero proponiendo; con otras entidades que tienen otras bases jurídicas específicas y una cultura organizacional distinta a la nuestra.

13. Esta experiencia nos hizo descubrir la gran cantidad de sensibilidades, visiones, desafíos, sueños y hasta utopías que nos hicieron converger en este espacio multisectorial de gran tolerancia, horizontalidad, transparencia y esfuerzo mancomunado de producción que ya tiene varios años.

14. Su elección, señor Presidente, como fenómeno político que es y en medio de un proceso electoral, sorpresivo e inédito de principio a fin; también se nutrió de un terreno abonado de lucha social sostenida por el pueblo costarricense y sus distintas organizaciones, incluidas los sindicatos; especialmente en los años más duros del ataque neoliberal contra la institucionalidad político-social y el Estado Social de Derecho que nos fuera heredado (décadas de los años 90 y del 2000). Tal ataque no ha terminado pese a la constatación del fracaso de las políticas neoliberales por todo el planeta.

15. Por cierto, le agradezco que reciba este folleto titulado “Así vimos las elecciones presidenciales del 2014”, recopilando 22 artículos que escribimos y que fueron publicados en los prestigiosos medios de prensa escrita, Diario Extra y La Prensa Libre; expresando nuestra visión sindical sobre lo que el país acaba de vivir.

16. Hemos estado en la calle defendiendo las mejores herencias de los procesos político-sociales de los años 40 del siglo pasado (y más atrás todavía, defendiendo una herencia a partir de la magna obra silenciada del más grande de los presidentes de toda nuestra historia patria, don Juan Rafael Mora Porras, don “Juanito Mora”).

17. Hemos estado defendiendo lo mejor de la herencia de los procesos políticos liderados por extraordinarios ciudadanos como monseñor Víctor Manuel, Sanabria Martínez, don Rafael Ángel Calderón Guardia, don Manuel Mora Valverde, don José Figueres Ferrer (“Don Pepe”) entre otros. En las calles y con propuestas, señor Presidente y durante todos estos años, hemos estado defendiendo esa herencia.

18. Señor Presidente: Usted ha pasado a un nuevo episodio de su vida, de enorme significado para miles y miles de compatriotas. Usted también ha sido conocedor pleno de estos esfuerzos y su sensibilidad de intelectual comprometido con las mismas causas, nos hizo contar con sus valiosos aportes en coyunturas, circunstancias y temas de este largo proceso de articulación multisectorial con propuesta social que hoy le presentamos.

19. Finalmente, nos llama mucho la atención la articulación de fuerzas partidarias que llevaron al amigo y compañero Henry Mora Jiménez, a la Presidencia de la Asamblea Legislativa; tanto como nos ha llamado mucho la atención la designación de distinguidísimos ciudadanos y no menos distinguidísimas ciudadanas que fueron colaboradores del hoy Expresidente de la República, don Abel Pacheco de la Espriella (bajo cuyo gobierno, por cierto, no pasó el TLC con Estados Unidos, que todos aquí combatimos); y concatenando esas cosas, así, de manera empírica y sin ninguna rigurosidad politológica, nos hacemos la siguiente pregunta.

20. ¿Será que en su Gobierno, señor Presidente electo; y que en su gestión parlamentaria, señor Presidente legislativo; se tomarían decisiones de política pública en sus diversas modalidades que muestren un cruce inspirador de ideales realistas pero ideales al fin, inspirados en la verdadera filosofía socialdemócrata, en el Humanismo Cristiano más consecuente que expresa la Doctrina Social de la Iglesia, ahora con lo que está representando el Papa Francisco; y con esos valores socialistas defendidos por don Manuel Mora que tanto inspiran a la izquierda fresca representada en el Frente Amplio…?

21. ¿Estará ocurriendo algo delante de nuestros ojos, guardando las dimensiones lógicas de tiempo, espacio y realidades políticas, una conjunción de condiciones en gestación para un relanzamiento de la Costa Rica de las capas medias, la de la movilidad y la inclusión social, la de las oportunidades de integración?… Bueno, esta es nuestra utopía. Muchas gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>