SEÑOR PRESIDENTE: ¡HABLE CLARO!

El Sr. Presidente de la República tiene una obligación de alto contenido ético y moral con el pueblo costarricense al respecto, considerando que la abrumadora mayoría ciudadana rechaza las privatizaciones. La gente debe saber, con toda transparencia y contundencia, de qué medios de comunicación colectiva habla el mandatario; así como conocer cuáles hombres de negocios dueños de los mismos, hacen uso del poder económico que ostentan para presionarle.

Si el Presidente de la República se siente acorralado por estas presiones, debe apelar al respaldo de las fuerzas sociales y populares. Debe construir una base social que le dé soporte para resistir el acoso privatizador del que dice ser víctima. Debe romper con los aliados de esos medios de comunicación colectiva que tiene dentro de su propio Gobierno.

El lamento presidencial es más que preocupante si consideramos que se está por concluir el proceso de negociaciones de un tratado de “libre” comercio con los Estados Unidos de América; tratado cuyos contenidos ideológicos, políticos y económicos son idénticos a los propulsores de las privatizaciones en Costa Rica, que están tanto fuera como dentro del propio Gobierno del Presidente Pacheco de la Espriella.

San José, 26 de setiembre del 2003.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>